Mi?rcoles, 07 de marzo de 2012

Participo de la opinión de que todos los seres humanos tienen derecho a ganarse el pan de su sustento de forma honrada y en condiciones dignas. Por tanto, todo aquello que se aparte de una forma u otra del cumplimiento de tal derecho, atenta contra los derechos humanos y contra la moral cristiana. Todo empleo sin contrato, en condiciones laborales abusivas, sueldo ínfimo, precariedad sanitaria, peligrosidad elevada, etc., debe ser combatido, denunciado y eliminado con determinación. Pues bien, este es el trasfondo del documento elaborado y hecho público por la HOAC (Hermandad Obrera de Acción Católica) y la JOC (Juventud Obrera Cristina) en el que se critican algunos aspectos de la reforma laboral aprobada por el gobierno de Mariano Rajoy.

En esta comunión de opiniones coincido también con el cardenal arzobispo de Barcelona, que ha salido al paso para defender la garantía del trabajo no precario. Lluís Martínez Sistach ha sido rotundo al afirmar: «Tenemos que admitir unos principios, que defienden la HOAC y la JOC», desmarcándose así del presidente de la Conferencia Episcopal Española, Antonio María Rouco Varela, que ha censurado la publicación de la crítica de la HOAC y la JOC a la reforma laboral.

Según Martínez Sistach, el arzobispo de Madrid desautorizó el documento «hablando como obispo de su diócesis, no como presidente de la Conferencia Episcopal». En opinión del cardenal arzobispo de Barcelona, «la Iglesia lo que dice siempre es que la persona es el centro de la sociedad y de la economía; que el capital está al servicio del trabajo y no el trabajo al servicio del capital». En cualquier caso, y al margen del derecho que todos tenemos a disentir de las opiniones ajenas, así como a expresar las nuestras propias, merece la pena releer la encíclica Caritas in veritate (La caridad en la verdad), publicada en plena crisis económica mundial, el 7 de julio de 2009, en la que el papa Benedicto XVI reclama «la expansión de un empleo decente».


Publicado por torresgalera @ 20:56  | Pol?tica
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios